EXTINTORES

EXTINTORES
 
    La llegada del frío trae los primeros incendios domésticos, cuyo origen, en su mayor parte, son las estufas y calentadores. Desde primeros de noviembre se han producido en Sevilla y provincia cuatro incendios en los que se han visto afectadas cinco personas por el humo y otras dos más han resultado fallecidas. En las comunidades de vecinos el riesgo aumenta ya que es fácil que el fuego originado en un piso se propague a otros. Aparte de extremar la precaución en la utilización de estufas y calentadores debemos cumplir con la normativa vigente e instalar el equipamiento que en cada caso se requiera, dependiendo del tipo de edificio.

    La normativa principal en este aspecto es el RD 1942/1993, de 5 de noviembre Reglamento de instalaciones de protección contra incendios y el Documento Básico de Seguridad en caso de Incendio. En esta normativa se indica el equipamiento necesario, el tipo de revisiones y la periodicidad de las mismas. Los medios más usuales de protección contra incendios son los de utilización manual (extintores, bocas de incendio, hidrantes exteriores, pulsadores manuales de alarma y dispositivos de disparo de sistemas de extinción). Estos deben indicarse mediante señales definidas en la norma UNE 23033-1.

   El elemento más básico de entre todos los medios de protección contra incendios sería el extintor. Estos deben estar próximos a las salidas de evacuación y colocados en la pared a una altura máxima de 1,70 m.
 El titular de la instalación debe llevar al día los documentos del cumplimiento del mantenimiento preventivo indicando:

  • Operaciones efectuadas
  • Resultado de las pruebas
  • Sustitución de elementos defectuosos

Estos documentos deben estar a disposición de los servicios de inspección de la Comunidad Autónoma.


 El personal del titular de la instalación debe realizar cada tres meses las comprobaciones siguientes:

• Accesibilidad
• Buen estado de conservación
• Seguros
• Precintos
• Inscripciones
• Manguera
• Estado de la carga del extintor
• Estado de las partes mecánicas

El personal especializado del fabricante o instalador debe realizar:

  • Cada año:

     

    •  Verificación del estado de la carga
    •  Verificación del estado del agente extintor, en su caso.
    •  Comprobación de la presión de impulsión del agente extintor
    •  Estado de:

       

      •  Partes mecánicas
      •  Válvulas
      •  Boquilla/lanza
      •  Manguera
  •  Cada 5 años:

     

    •  Retimbrado (máximo 3 veces)

    ATRIO 21 recomienda tener contratada a una empresa de mantenimiento de los equipos de protección contra incendios para que nos certifique su buen estado, asegurándonos, por tanto, que van a ser útiles en caso de incendio.

¿Te ayudamos? Haz clic aquí y nos pondremos en contacto

Comments are closed.